Mándanos un mail a info@quondos.com

Pregúntanos en el chat

El reto de emprender: de la idea a la ejecución (caso de éxito AlldayInternet)

  • 0
  • 11 abril, 2014
Entrevista Quondos

Una necesidad por cubrir, una idea de negocio muy trabajada desde la base, ambición, planificación y, sobre todo, voluntad y muchas horas de trabajo. Ésta es la receta que ha seguido el quonder Julio R. Astarloa para lanzar y desarrollar AlldayInternet, una startup que, después de un año de vida, avanza con paso firme y que ahora afronta su fase de expansión después de haber conseguido 240.000 euros en una ronda de financiación.

Entrevista Quondos

Entrevista con el quonder Julio R. Astarloa

AlldayInternet es un negocio dedicado al alquiler de servicio de wifi para turistas extranjeros que no quieran depender de la conexión puntual a Internet de un hotel  o una cafetería ni de las tarifas de los servicios de roaming. Lo cierto es que el proyecto de Julio R. Astarloa es uno de esos que, cuando te lo cuentan, piensas: ¿Por qué no se me habrá ocurrido a mí? 😉 Ahora es fácil decirlo, el negocio ya está en marcha y avanza por el buen camino, pero hemos querido hablar con Julio para que nos cuente cómo afrontó todo el proceso, desde que surgió el proyecto hasta el día de hoy.

Julio fue de los primeros en apostar por Quondos y, como anécdota, resulta que fue quien recogió el guante de uno de los proyectos que Álex Navarro planteó para batallar contra Carlos Bravo y que posteriormente desechó: el de los peluches personalizados, que hoy es un negocio en marcha y del que es responsable su hermano: peluchotes.com. ¡Toma ya!

Ya aviso de que la entrevista es más bien extensa, pero no me he podido resistir 😉 Realmente, el proyecto y la historia de Julio dan pero que mucho de sí. Y sus reflexiones, a partir de su experiencia como emprendedor, son muy interesantes.

1) Hola Julio, para empezar, cuéntanos: ¿Cómo nace AlldayInternet y cuál es la historia que hay detrás de este proyecto? ¿Hay algo similar en el mercado español?

No es mi primer proyecto como emprendedor. Ya me lancé hace unos 15 años, aunque en ese momento no se llamaba emprender 😉 Yo trabajaba como informático en una empresa y el que hoy es mi socio, Carlos Villegas, que siempre había trabajado como comercial también. Decidimos dejar nuestros trabajos y empezar a hacer cosas juntos. Hace unos 10 años lanzamos nuestro principal proyecto, centroreservas.com, que hoy sigue funcionando y que, de hecho, es el que nos ha ido dando de comer. A nosotros y a cinco personas más que forman el equipo. Fue el primer gestor de reservas para clubes deportivos y el servicio tuvo muy buena acogida.

La idea de este nuevo proyecto surgió en el verano de 2012, cuando me iba a ir Japón de vacaciones y andaba un poco preocupado por el tema de cómo iba a poder conectarme durante esos días. Justo el día antes de irme, coincidió que a través de Twitter vi que un conocido que casualmente estaba en Japón estaba siendo muy activo a la hora de tuitear. Y, por curiosidad, le pregunté, porque no creía que con una actividad tan frecuente estuviera dependiendo de la wifi de un hotel. Me contó que había contratado un servicio a través de una página web de Japón. No conocía este tipo de servicio y, de hecho, en España no había nada similar. Ahora ya están surgiendo algunos proyectos de este tipo, aunque en general el servicio todavía no es muy conocido.

Ese mismo día, llamé a mi socio y le dije: “Carlos, cuando vuelva de Japón tenemos un nuevo negocio que poner en marcha”. Y, dicho y hecho, así fue. Al volver, nos pusimos manos a la obra.

2) ¿Cómo fue ese primer planteamiento? ¿Ambicioso o con ánimo de ir despacio e ir probando? ¿Con qué inversión inicial arrancasteis?

Ambición tuvimos desde el principio. Creo que si uno mismo no tiene ambición no llega a ningún sitio, pero con los pies en la tierra. Con planificación y midiendo los tiempos.

Pedimos un crédito de 40.000 euros al banco y nos lo concedieron. Tengo que decir que, aunque siempre oímos que no hay financiación por parte de la banca en estos momentos, nosotros hemos tenido la suerte de que nunca nos han negado un crédito. Con ese dinero, arrancamos y hemos funcionado durante todo el primer año.

También tengo que decir que hemos trabajado muchísimo, que no hemos cobrado directamente un sueldo de este proyecto en este tiempo, y que hemos tirado de la infraestructura humana de nuestra empresa matriz, a la hora de programar la web y dar forma al proyecto y al servicio. Quisimos hacer partícipe del proyecto a nuestro equipo y dimos una participación a cada uno como accionistas del 2%. Creo firmemente en el trabajo en equipo y en que hay que motivar a quien trabaja contigo. Además, tengo la suerte de tener el mejor de los equipos. Y de formar un buen tándem con mi socio: yo sé hacer y él sabe vender. Si las dos personas tienen un perfil demasiado parecido, es más complicado.

Los 40.000 euros, de todas maneras, no nos solucionaron ni mucho menos todo. En una primera fase quisimos apostar por tirar hacia adelante con recursos limitados.

3) Emprender suena muy bonito pero no es fácil. ¿Cuáles son las principales barreras que os habéis encontrado a la hora de desarrollar el negocio?

La verdad es que no hemos tenido grandes barreras por ahora. Mucha gente se encuentra con la barrera de la financiación, pero no fue nuestro caso.

Nuestra mayor dificultad más bien ha sido dar a conocer la existencia del servicio. Porque hasta ahora, que hemos hecho la ampliación de capital, nuestros recursos han sido limitados como para poder invertir en condiciones en marketing y publicidad. Nos hemos tenido que centrar en el desarrollo del servicio, la logística y la labor comercial.

En el caso de AlldayInternet, el problema no es que haya competencia, es que es un servicio que la mayoría de la gente no sabe todavía ni que existe.

Podría mencionar como barreras el hecho de tener que trabajar 18 horas al día y estar al borde de una úlcera, pero eso ya lo damos como algo normal 😉 Por eso yo cuando puedo ver los vídeos de Quondos es a partir de las doce de la noche y hasta las dos de la mañana 🙂

4) Ahora parece que todo va avanzando a buen ritmo, pero ¿habéis pasado por ese momento crítico de pensar en tirar la toalla?

No, nunca. Confiamos mucho en el servicio, porque realmente hace falta y cubre una necesidad. Todos en algún momento hemos pensado en irnos de viaje cómo nos las vamos a apañar sin poder estar tan conectados como podemos estar cada día. Esa necesidad forma parte ya de nuestra vida, tanto a nivel personal como profesional. Con nuestro servicio, lo que facilitamos es que la wifi vaya siempre contigo, estés donde estés.

Ciertamente, cuando empezamos con la web teníamos muy pocas visitas, pero poco a poco fuimos consiguiendo buenos ratios de conversión. Fui aplicando lo que he ido aprendiendo en Quondos, los consejos de Alex para optimizar el SEO onpage, los consejos de Carlos en cuanto a los contenidos… Tenemos, por ejemplo, un blog donde publicamos en cinco idiomas.

5) ¿Cómo se afronta ese momento en que sabes, o crees saber, que el negocio tiene que avanzar hacia otro nivel y, en vuestro caso, apostar por la ampliación de capital?

Durante el primer año nos hemos centrado en desarrollar el servicio y en solucionar los problemas logísticos. Hasta que no hemos tenido todo eso controlado no hemos querido dar un paso más. Ahora ya lo tenemos todo muy claro y quizá precisamente por tenerlo tan claro es por lo que hemos conseguido que los inversores nos hayan apoyado.

Para esta siguiente fase, hicimos un nuevo plan de empresa que incluía la necesidad de conseguir capital. Trabajamos sobre dos escenarios: el primero, basado en conseguir una inversión de 210.000 euros, y el segundo, de 420.000 euros. Después de la ronda de financiación, hemos conseguido 240.000 euros, así que estamos contentos.

Quisimos evitar en lo posible la entrada de capital riesgo, al menos en estos momentos, y el perfil de nuestros inversores son pequeños ahorradores, que han aportado participaciones de 30.000 euros.

6) ¿Y ahora qué? ¿Cuáles son los siguientes retos?

Pues el siguiente paso es ampliar nuestro servicio a toda Europa, algo que ya podremos ofrecer hacia el mes de mayo. Y operar con una red comercial en condiciones.

También estamos realizando contactos para cerrar acuerdos con partners locales en Estados Unidos y Latinoamérica, para que operen el servicio bajo nuestra marca, pero sin tener que asumir nosotros la logística. De hecho, ya tenemos ofertas. Y el plan es conseguir abarcar los cinco continentes en el plazo de un año y medio. También vamos a montar una base logística en Canarias.

7) Un año después y con todo lo que sabes ahora, ¿cambiarías algo a la hora de afrontar el desarrollo del proyecto?

(Se lo piensa) Pues la verdad es que no, al menos en las cosas fundamentales. Siempre hay algunos detalles, como que hubiera montado para empezar la web en WordPress y con con Joombla, pero nada demasiado importante.

8) Según tu experiencia, ¿qué es lo que antes de nada debería tener claro una persona que apuesta por emprender?

Que hay que tener mucha voluntad, trabajar muchísimas horas y no pensar en tirar la toalla a las primeras de cambio. Y que, aunque te creas que ya te lo sabes todo, tienes que sacar tiempo para aprender y para seguir aprendiendo. Por eso yo me apunté a Quondos, creo que fui de los diez primeros, y estoy encantado porque te ofrecen una visión muy práctica de lo que hay detrás de un negocio, no solo la teoría.

También es importante rodearse de un buen equipo: uno solo no puede con todo. Soy de los que le da mucha importancia al hecho de poder trabajar con un buen equipo.

9) Y en la situación contraria: ¿cuál crees que es el principal error que con frecuencia se comete a la hora de emprender?

Diría que a menudo todo está demasiado basado en las ideas. Realmente, si no tienes voluntad para llevarla a cabo, una idea no sirve de nada. A mí muchas veces me dicen: Es que tú tienes muchas ideas. Y yo contesto: No, lo que yo tengo es mucha voluntad.

Nueve preguntas y nueve respuestas. La décima te la dejo a ti, que seguro que Julio estará encantado de responderte. 🙂

Deja un comentario

Share This